Consigue más con menos; Growth Hacking.

El  Growth Hacking es una disciplina que busca con el mínimo gasto y esfuerzo posibles, incrementar de forma rápida y notoria el volumen de usuarios, o ingresos, o impactos, de nuestra empresa.

Se podría decir que es una técnica del marketing integral que proporciona un enfoque basado en datos científicos a lo largo del embudo de consumo. En ella, se analiza con procesos ágiles para ofrecer resultados más rápidos a costos más bajos. Es un proceso modulado que escala experimentos, diseñados y probados, para ajustarse a las necesidades comerciales y objetivos financieros a largo plazo del cliente.

La premisa del Growth Hacking es crecer, crecer y crecer. Cada estrategia, táctica o acción está hecha para redefinir nuestros productos y su distribución a fin de que lleguen al máximo número de personas posibles y para lograr su objetivo, se han creado nuevas técnicas y métodos que están centrados en la experiencia de servicio de los consumidores. Cabe mencionar que son acciones  a corto plazo y son las indicadas para los Startups o Pymes para que vayan creciendo a la par.

Estás técnicas son una combinación entre el marketing tradicional y el marketing online. Por ello, son ideales para empresas que van iniciando y como lo mencionamos se pretende conseguir más con menos inversión; porque se optimizan los gastos al máximo.

Pero ahora te estarás preguntando ¿cómo se optimizan los gastos?  Y ¿cómo se hace? Aquí entra el combo del marketing  tradicional y el digital;  en específico se pueden aprovechar los conocimientos que se tiene  del marketing tradicional para aplicar las técnicas en medios online, o sea, aprovechar herramientas gratuitas  que hay en internet (redes sociales) sumando la  creatividad y la habilidad de análisis del comportamiento de los clientes para crear estrategias efectivas que alcanzarán el crecimiento de una empresa que se pretende en Growth Hacking.

Las ventajas son:

  1. El presupuesto invertido es bajo y son acciones de impacto rápido.
  2. Riesgo reducido; las acciones son probadas con poco presupuesto, y si funciona se invierte más.
  3. Todas las acciones se miden, para detectar en tiempo real si está funcionando la estrategia o debe cambiar.
  4. Tienes un mejor conocimiento del mercado y mayor cercanía al buyer person. Lo cual sirve para vender más y de mejor manera porque tu producto o servicio va a ir mejorando.
  5. Rápida implementación.

Hacer crecer una empresa es un sueño fascinante y posible para cualquier emprendedor con la metodología del Growth Hacking.

Si te ha gustado nuestro artículo compártelo con tus amigos y háznoslo saber en nuestras redes sociales.

¡Hasta la próxima monkeys!